Loading...

Ezaugarriak


Se trata de una casa labriega de construcción solariega, rehabilitada en acogedor estilo rústico.

La rehabilitación de la centenaria casa de mis abuelos fue llevada a cabo por nosotros mismos en lo referente a la recuperación de toda la madera de ventanas, contraventanas, balcones, barandado, paredes y maderos del techo. El yeso de las paredes, al no ser profesionales, lo dimos de manera rústica, sin alisarlo, para después acompañarlo con el pintado, hecho también a mano, con manopla en lugar de brocha, lo que hace que las irregularidades e imperfecciones den personalidad y calidez a toda la casa.


Visten la casa alacenas, tinajas, candiles, escopetones, arcones, baúles, lavabos, hoces, yugos, cepos de pajarillos y de conejo, planchas, apliques de luz, multitud de aperos agrícolas… junto a rastras de pimientos secos, calabazas, mazorcas de maíz y un montón de pequeños detalles decoran la casa y sus habitaciones.

Queríamos también unir la tradición a la modernidad y a la comodidad a ofrecer a nuestros clientes por lo que incorporamos baños en las habitaciones, echamos suelos y acondicionamos todo el piso de arriba, el mismo en que estaban situados los graneros para guardar el cereal. Había que subirlo al hombro por dos pisos de escaleras, en sacos de 60 kilos y, más adelante, cuando subía el precio, bajarlos para su venta a algún comisionista de la zona o al Servicio Nacional de Cereales. El motivo por el que se almacenaba en el piso superior, a pesar del trabajo y el esfuerzo que suponía, se debía a que era la zona menos húmeda y la humedad podía suponer la pérdida del cereal. Así era en todas las casas labriegas.

Todos los elementos de decoración son recuperados de las viviendas, graneros y corrales de nuestras familias, con la inversión de mucho tiempo, ilusión y paciencia.


Rehabilitacion con elementos originales.

Toda la rehabilitación de la casa se ha realizado respetando la estructura original y con elementos decorativos recuperados y restaurados.



Fueron casi dos años de trabajo duro, pero que tuvo una gran recompensa.

El año pasado preparamos un huerto y una caseta de campo, a un kilómetro de nuestra Casa Rural con toda clase de hortalizas ecológicas y una zona de árboles frutales de todo tipo, así como unas gallinas con sus pollitos.

Nos encontramos, de forma voluntaria, adheridos a la Junta Arbitral de Consumo de Navarra, organismo del Gobierno Foral, que vela por mediar de forma rápida en los posibles problemas que puedan surgir con nuestros clientes y, de esta forma, tener un mediador oficial y de resolución rápida.

La categoría oficial concedida por el Gobierno de Navarra a la Casa Rural La Bardena Blanca es de ” DOS HOJAS “.